Toros Notables

Entrega número 52 - Borrego...Botello

211.1 Borrego:

El (23-03-1851) se celebró en Madrid una corrida de novillos de la viuda de Criado Freire y de don Dámaso González, de Miraflores de la Sierra. Las reses de esta última ganadería solía llegar a la corte después de ser toreadas por los pueblos, por cuyo motivo se manifestaban resabiadas y descompuestas. El matador de toros Isidro Santiago (Barragán), que sabía bien de esto, le dijo el día de la corrida a un amigo:

«Estos toros de don Dámaso, cuando vienen a Madrid, saben demasiado; más quisisera matar un toro de Veragua o de Gaviria, por grande que fuera, que uno de estos pequeños de Mira-flores.» Tenía razón el torero madrileño sobre el peligro de tales cornúpetos. Estoqueó con mucha gracia al primero, Borrego, negro, de Criado Freire, y escuchó aplausos; salió el segundo, Jardinero, retinto, también de don Dámaso; al darle un pase de muleta fue empitonado el diestro por la pantorrilla izquierda y cuando parecía estar ya curado, se le presentaron unas calenturas urió el 4 de abril de dicho año.

212.1 Borreguito:

El (02-02-1878) trabajó el picador José Bayard y Cortés (Badila) en Málaga como agregado a la cuadrilla de Salvador Sánchez (Frascuelo), y el tercer toro de la corrida, Borreguito, negro, de Murube, le dio un tumbo a Badila, que resultó con una herida en la cabeza al darse contra la barrera.

213.1 Borriquero:

Manuel Carmona y Luque y José Sánchez del Campo (Cara-Ancha) alternaron en Madrid el (08-04-1877), estoqueando reses de don Antonio I Miura. Al ir a matar a su primer toro, el que abrió plaza, de nombre Borriquero, de pelaje castaño, se cortó con la hoja de la espada, sufriendo una herida grave en la mano derecha, que le impidió trabajar hasta el (31-05-1877), que lo hizo en Málaga.

214.1 Botellito:

El (16-06-1895), el astado llamado Botellito, cárdeno, del marqués de Villamarta (62), corrido en Madrid el día señalado, en el momento de entrar a matar ocasionó una fuerte contusión en el codo izquierdo a Antonio Moreno (Lagartijillo). De la misma corrida y ganadería fue el toro, Jabaíto, de pelaje cárdeno, astado muy bravo y noble toda la lidia.

(62) Con divisa oro viejo y verde botella, y señal: dos zarcillos, tiene antigüedad del (22-04-1921) y corresponde la segunda ganadería de Villamarta, pues la primera la vendió a don Eduardo Olea. Esta segunda fue fundada por el marqués en 1914 con 120 vacas de la viuda de Murube, con la ganadería de Carvajal y con sementales de don Fernando Parladé. Posteriormente fue aumentada con reses de Albaserrada y Santa Coloma, siendo ésta una de las mejores ganadería durante muchos años, por la bondad y excelente presentación de sus productos. Originariamente parte de la vacada que no adquirió don Juan Domínguez Ortiz (el Barbero de Utreta) al conde de Vistahermosa, y se la repartieron Luis María Durán, Salvador Varea, Joaquín Giráldez y Fernando Freire. De la rama de don Juan Domínguez Ortiz se originaron las siguientes ganaderías: José Arias Saavedra, Ildefonso Núñez de Prado, Francisco Pacheco, José Antonio Adalid, Vicente José Vázquez, marqués de los Castellones y el marqués de Villamarta.

215.1 Botello:

Rafael Molina (Lagartijo) y Ángel Pastor, que sustituía Francisco Arjona Reyes (Currito), herido en Madrid el (16-05-1878), alternaron en la plaza de Málaga el (28-06-1878). Ángel Pastor, obtuvo el triunfo más grande de su vida taurina. Se lidiaron reses de doña Dolores Monge, viuda de don Joaquín Murube. Sin embargo en otra crónica puede leerse que «Se lidiaron siete de toros del duque de Veragua II», pero sólo se citan seis toros. El público recibió a Ángel Pastor con desconfianza expectante, que se resolvió en interés y entusiasmo cuando, con un estupendo cambio en la cabeza, seguido de ocho pases naturales maravillosos, con la derecha y en redondo, saludó al segundo toro de la tarde, llamado Gitano, que despachó de una estocada arrancando, suerte que ejecutó de un modo perfecto; y luego al cuarto, de nombre Botello y al sexto, Sereno, con los que acabó de dos medias estocadas, después de una serie de pases naturales que mantuvieron a la gente con las bocas y las manos estruendosas un buen rato.

En esa corrida tuvo lugar una de sus más bellas tardes del famoso picador Juan Trigo la tuvo en la plaza de Málaga el (15-06-1878). Se lidiaron siete toros del duque de Veragua II, y Juan Trigo, siguiendo una costumbre de su padre, que cuando picaba ganado del duque gustaba de hacer con la garrocha hondas zanjas en los morrillos, se entusiasmó tanto en su trabajo, que desapareció su apatía, famosa y proverbial con el tiempo, y sonaron en su honor largas ovaciones. Al primer toro, Jícarero, le dio dos tremendos puyazos, doliéndole tanto el castigo al animal que no quiso tomar más de cinco varas y se desangró por la ancha y honda herida que le había producido la garrocha del buen picador (Recuerde el lector a Cachucho, lidiado en esa misma corrida, que fue estoqueado por Rafael Molina (Lagartijo).

216.2 Botello:

El (29-07-1900), con el astado, de nombre Botello, se inauguró oficialmente la Plaza de Toros de Sanlúcar de Barrameda (Cádiz), ciudad natal del célebre diestro y singular amigo de este autor, don José Martínez Ahumada (Limeño). Al referirnos a nuestro paisano gaditano, nos permitimos recordar a los lectores interesados, algunas de las gestas de Limeño:

Cortó su primera oreja a un toro de don Eduardo II Miura, en la tradicional Feria de Abril de Sevilla, el año 1961; en la de 1968, le cortó dos orejas a la corrida del mismo ganadero; en la de 1969, fue el máximo triunfador por las cuatro orejas que cortó a dos toros de la famosa vacada de Miura, dándosele la vuelta al ruedo a Esparraguero; en la de 1970, repitió la gesta del año anterior cortando cuatro orejas a la corrida de Miura, que fue muy buena.


Subir