Toros Notables

Entrega número 84 - (Capulín...(Caracol)

214.1 Capulín:

El toro de la ganadería mexicana de Santín, de don Rafael Barbabosa, llamado Capulin, fue lidiado en el coso de la bella ciudad mexicana de Puebla de los Ángeles. Hizo una gran pelea en varas, y llamado por el vaquero que le cuidaba, acudió mansamente a él.

215.2 Capulín:

El (15-10-1972), en la plaza Monumental de Monterrey (México), se celebró una gran corrida, en la que actuaron los diestros Raúl García, Eloy Cavazos y Adrián Romero, en la que se lidiaron los toros de bandera: Capulín, Plateado y Falsete, de la famosa ganadería zacatecana de don José Julián Llaguno. Eloy Cavazos le cortó las dos orejas y el rabo a Capulín, pidiéndose el indulto, dando el torero regiomontano la vuelta al redondel con el ganadero. La corrida tuvo un promedio muy bajo en peso, de sólo 410 kilos. Por lo común, esos toros bajos de peso, son también bajos de agujas, porque la distancia de la pezuña a la cruz es pequeña y así: «Por otra parte..., era ideal... para matarlo bien: gordo..., bajo de agujas, corto de pitones.» (Maximiliano Clavo, Corinto y Oro. La Voz, 1927).

216.3 Capulín:

El (15-02-1976), en una novillada celebrada en la pintoresca plaza de La Florecita, en el Estado de México, en conmemoración del VIII aniversario de la fundación de la Peña Taurina, Don Dificultades, y organizada por ese gran luchador en busca de nuevos valores, el querido de todos los aficionados, Lalo Cuevas, destacaron por su raza y nobleza los astados: Cerezo, Centenario, Ciruelo y Capulín, de don José Murillo Alvírez, propietario de la vaca mexicana de San Felipe Torres Mochas, ubicada en Guanajuato. Por cierto que a Ciruelo le cortó las orejas el entonces joven diestro Jorge Gutiérrez, ya matador de alternativa y al que se le auguraba entonces un brillante porvenir, dando la vuelta al ruedo en unión del ganadero.

217. Carabello:

En 1931 heredaron la ganadería de don Antonio García Pedrajas –debutó en Madrid el (31-05-1925), a partes iguales los hermanos don Francisco y doña Magdalena García Natera. Mientras que la parte correspondiente a doña Magdalena pasó a manos de doña María Luisa Domínguez y Pérez de Vargas (esposa de don Salvador Guardiola Fantoni), la porción proveniente de don Francisco fue adquirida por don Ramón y don Jaime Mora-Figueroa (hijos de las marquesa viuda de Tamarón) que emplearon los sementales “Chavatero” y “Noventaycuatro”, del hierro del conde de la Corte. Dirigió en principio esta ganadería don Ramón Mora-Figueroa, vecino de fina de don Juan Pedro Domecq Núñez de Villavicencio, quien había adquirido por entonces la ganadería del duque de Veragua III a la que añadió dos lotes de eralas y cuatro sementales (Llorón, Bodeguero, Chucero y Carabello), también del hierro del conde de la Corte.

218.1 Carabinero:

El (06-09-1878), figurando Patricio Briones Hernández (el Negri) en la cuadrilla de Salvador Sánchez Povedano (Frascuelo) como primer reserva, picando en Murcia el tercer toro de la tarde, Carabinero, de la ganadería española del conde de la Patilla, le dio una gran caída, de resultas de la cual se vio impedido después durante una larga temporada, para ejercer su querida profesión. El (12-12-1879) se verificó una tienta de becerros de don Antonio Hernández. Patricio Briones, que actuaba de ayudante, recibió un fuerte golpe de un bichejo, y reverdecido el mal que venía padeciendo desde la primera caída, falleció en Madrid el (17-12-1879).

219.2 Carabinero:

El toro de la ganadería española, perteneciente a los hijos de don Victoriano Angoso, que llevó el nombre de Carabinero, fue corrido en la Monumental de Barcelona el (16-03-1930). Hizo una gran pelea en los tres tercios, siendo largamente ovacionado en el arrastre… y del número de varas recibidas ¿qué?

220. Carabino:

El (15-06-1857), en Madrid, el primer toro, de la ganadería del duque de Veragua XIII, Carabino, huido al sentir la espada de la muerte, enfrontiló al diestro Francisco Arjona Herrera (Cúchares), produciéndole, según el parte facultativo, «desgarradura de una oreja, desollamiento de la mejilla y una contusión en la sien derecha; lesiones que no le impidieron continuar la lidia.» Las siempre inesperadas huidas de los toros han producido los más serios accidentes y muchas veces la muerte de los diestros. Una de ellas produjo la de José Delgado (Pepe-Hillo). En esa corrida, remató antes, también Cúchares, a Miserable I, de la misma ganadería, de pelo castaño encendido o bermejo, que tomó 16 varas.

221.1 Carabuco:

La temporada de 1874 fue desgraciada para el famoso matador de toros Fernando Gómez (Gallo). El 19 de abril de ese año, fue contratado con José Machío para trabajar en Madrid, y resultó herido por un toro de Anastasio Martín, Carabuco; se confió demasiado al cuadrar en la cabeza, no pudiendo salir del embroque por falta de piernas y sufrió dos heridas en el muslo derecho, una de ellas gravísima. La tarde-noche del (05-02-2001), con motivo de celebrarse el 55 Aniversario de la plaza México, el diestro Julián López (El Juli), sufrió una aparatosa cogida por su segundo toro, de los ocho que se lidiaron en ese festejo, de la que se llevó varios varetazos. Fue primero atropellado, echándoselo el toro sobre los cuernos, campaneando sobre ellos y saliendo despedido frente a la cara del toro. Todo se debió primero, a que, tal como José Machío, se confió demasiado, y encimado sobre el toro, éste le pisó la muleta y lo arrolló, para prenderlo seguidamente con ambos cuernos. A la hora de matar, al igual que le ocurrió al citado diestro, no pudo salir del embroque por fallarle la pierna derecha, que recibió un fuerte varetazo, cayendo delante de la cara del toro que, como todos, fue de la ganadería mexicana de Xajay. Dicha ganadería presentó toros con bravura, poder y peso, que pudieron provocar serios percances. Alternaron ese día Eulalio López (El Zotoluco), que cortó cuatro orejas; Enrique Ponce, no tuvo suerte con su lote; Julián López (El Juli), que cortó dos orejas, una a cada enemigo -la segunda fue recogida por su subalterno Preciado, ya que él pasó a la enfermería-; e Ignacio Garibay.

Esa corrida la vio este autor por T. V., en la Quinta Carolina (Guadalupe, Zacatecas), acompañado de don Carlos Salmón, ex presidente municipal de la Villa de Guadalupe y nuestro consuegro, y de su hijo Carlos Salmón De la Torre, así como de sus señora esposa, doña Elma De la Torre y una de sus nietas.

222.2 Carabuco:

El (15-09-1865), en la tradicional Feria de San Miguel, en la ciudad andaluza de Úbeda (Jaén), Antonio Carmona (Gordito), le dio la alternativa a Rafael Molina (Lagartijo), con la cesión de Carabuco. El (10-05-1866) hizo su debut en la Real Maestranza de Sevilla, como matador de toros el célebre diestro cordobés Lagartijo. Antes del mano a mano inaugural, que sostuvo con Salvador Sánchez Povedano (Frascuelo), de 1871, ya había pisado el diestro cordobés el albero de La Maestranza de Sevilla: primero como banderillero de la cuadrilla de El Gordito, y luego de que éste le diera la alternativa en Úbeda (Jaén), el día señalado, con toros de la señora marquesa de Ontiveros, ya como matador de toros, siendo su debut el citado día, en que estoqueó una corrida de don Rafael José Barbero, junto a Curro Cúchares y Currito. También su sangre había regado ya el ruedo del Baratillo, pues la única herida que recibió en Sevilla data del (20-06-1867), tarde en la que un toro de Anastasio Martín, que cerraba corrida le infirió una cornada muslera de cierta consideración.

223.1 Caracol:

En 1947, tal vez en el mes de agosto, fue lidiado en la plaza de Ciudad Juárez, Caracol, que fue un auténtico dechado de bravura, nobleza y son en la embestida, que llamó poderosamente la atención del público, desde que salió al ruedo, por su hermosa estampa, quedando como uno de los más codiciosos de cuantos se lidiaron hasta ese año en la ciudad fronteriza; fue tan notable el renombre que alcanzó Caracol, que un inspirado poeta de la región le dedicó un bello romance, que se popularizó rápidamente en toda la provincia mexicana, que aún cantan y recuerdan los aficionados que quedan de esa época.

224.2 Caracol:

Manuel Dos Santos, Calerito y Antonio Chaves Flores alternaron la tarde del (30-09-1951) en la Plaza de Toros de la Real Maestranza de Caballería de Sevilla; día que Chaves Flores recibió la alternativa de manos de Manuel Dos Santos, al cederle la muerte del toro, llamado Caracol, marcado con el número 64, de pelaje negro. El nuevo doctor cortó una oreja. También actuó en esta corrida el duque de Pinohermoso. Su doctorado lo confirmó en Madrid el (14-05-1952), teniendo de padrino a Paquito Muñoz, y de testigo a José María Martorell. Los toros fueron de don Salvador Guardiola, y el de la confirmación atendía por el nombre de Pescador, negro meano. Rejoneó un novillo don Rafael Peralta. Chaves Flores que lució un vestido azul y oro, no tuvo suerte en esta corrida, a pesar de poner todo su afán en hacerlo todo bien. Esa temporada de 1951 tomó parte en 12 corridas; en 1952, actuó 11 veces; en 1953, se vistió de luces en 16 ocasiones y en 1955 sólo actuó cuatro tardes.

Don Manuel Casanova, director de El Ruedo, escribió sobre esta actuación del sevillano: “Estas primeras corridas de los matadores de toros, en Plazas de la importancia de la de Madrid, son problemas que no se resuelven, así como así, de buenas a primeras. Pero Chaves Flores tiene valor, y el valor, cuando se le cultiva, llega a dar sus frutos.”

Después actuó como banderillero y trabajó como tal en las cuadrillas de Juan García (Mondeño), Pepe Ordóñez, Gregorio Sánchez, Miguel Báez (Litri), Antonio Borrego (Chamaco) y Miguel Mateo (Miguelín).
 


Subir